San Blogger

0 comentarios

Blog Day 2008

Pues eso, que hoy es el santo de los bloggeros (enhorabuena a l@s premiad@s), así que como ando escasa (pero mucho) de imaginación, y mi vida da mucha penita, me uno a la celebración internacional con el post que recomiendan en blogday.org que no es más que un meme (= post para vagos = bloggers) y que consiste en proponer cinco blogs. Y como no voy a saber elegir entre los que os propongo aquí (->) al lado, voy a poner cinco nuevas sugerencias.

Ahí va eso, por orden aleatorio:

Peticiones del oyente (I)

2 comentarios

Allá va una dosis de absurdo, que para algo es el día del Señor.

Para VLADY (tu dirección me da miedín, btw) y para NIKITA (pakah, a veces me inquietas mucho xDDD):




Para ELDA (tú me inquietas siempre xDDDDDD):

Desastres culinarios: brauni

3 comentarios

Ingredientes (para un batallón)

  • 150 grs de chocolate de hacer (arf)
  • 200 grs de azúcar de repostería. Si no se tiene, pues azúcar punto pelota.
  • 5 huevos de los que tienen claras y yemas (es importante).
  • Cantidad TBD de hierba de la Comarca
  • 150 grs de mantequilla
  • Una bolsa de nueces (a poder ser, peladas, con cáscara queda excesivamente crujiente)
  • Un ojo de buen cubero o peso de cocina (lo segundo es más útil, lo primero es más excitante).


Preparación
Es importante montarla bien en la cocina, a poder ser realizando simultáneamente otra tarea de alto riesgo como por ejemplo, sushi casero.

En un cazo o zucezo, derretir el chocolate de hacer (arf) con 130 grs de la mantequilla. Por suerte, los chocolates de hoy en día vienen divididos en tabletas y se puede calcular bien cuánto son 150 grs. La mantequilla también es muy lista y viene en paquetes con divisiones en gramos. Se agrega también la hierba mágica de la comarca bien picadita y se remueve bien.

Se pican las nueces, bien con un cuchillo o similar, o bien dándole ostias a la bolsa hasta que la bolsa se abra y darle ostias empiece a ser peligroso. Se echan los fragmentos irreconocibles de nueces a la mezcla del chocolate.

Por otro lado, se separan las yemas de las claras de los 5 huevos. Es importante no ser tan patosa como Zupe y no meter la cáscara del huevo para usarla como cuchara. También es importante separar bien las claras de las yemas porque si no no se montan bien las claras (Belle dixit).

A falta de peso de cocina, calcular el azúcar a añadir en forma de cucharadas. Según San Arguiñano, una cucharada son 15 grs de azúcar. También se puede hacer a ojo de buen cubero que también tiene su gracia (básicamente es lo mismo)

Batir las yemas. Añadir el azúcar a las yemas. A las yemas, eh? NO A LAS CLARAS.

Tras añadir el azúcar a las claras, coger otros 5 huevos y volver a repetir el paso de separar claras y yemas v______v. Batir las yemas y añadirles el azúcar. (N. del A.: Las yemas es lo amarillo).

Montar las claras con una batidora y mucha paciencia. Si Zupe ha separado las claras de las yemas, probablemente no habrá dios que pueda montarlas.

Juntar la mezcla de chocolate con la papilla de las yemas (aka lo amarillo del huevo) y después de guarrear todo bien, mezclar con las claras presuntamente montadas (lo blanco). Mezclarlo todo bien aunque la mezcla sea un poco asquerosa.

Untar una fuente de horno con mantequilla. Precalentar el horno porque se nos ha olvidado. Introducir la fuente en el horno a unos 180º (Celsius, evidentemente) y esperar media hora. El brauni se inflará, inflará... y se desinflará, desinflará...

Pese a lo que pueda parecer, como dice Darth Isabel en todas sus recetas: "Está muy bueno".


PD: La imagen no tienen nada que ver (bueno, un poco, porque en Coruña he estado jugando y/o mirando cómo se juega al Zelda de la Güí), pero es que me he pasado el Zelda Phantom Hourglass y me siento mayor ^^ (en el buen sentido de mayor, del malo me siento siempre xD).

PPD: Por cierto, ya he vuelto.